divendres, 14 de maig de 2010

Indecència


Foto: Fotos con Historia de España

L' Ermità Josep m'ha passat aquest correu que fa que la baixada del sou i les pensions sigui més indignant:

Ha dicho la Vicepresidenta del gobierno que es indecente que mientras la inflación es -1%, y tengamos más de 4.000.000 de parados, haya gente que no esté de acuerdo en alargar la jubilación a los 70 años.

Nos gustaría transmitirle a esta "Sra. Vicepresidenta" y a todos los políticos, lo que consideramos indecente :

INDECENTE, es que el salario mínimo de un trabajador sea de 624 €/mes y el de un diputado de 3.996, pudiendo llegar, con dietas y otras prebendas, a 6.500 €/mes.

INDECENTE, es que un profesor, un maestro, un catedrático de universidad o un cirujano de la sanidad pública, ganen menos que el concejal de festejos de un ayuntamiento de tercera.

INDECENTE, es que los políticos se suban sus retribuciones en el porcentaje que les apetezca (siempre por unanimidad, por supuesto, y al inicio de la legislatura).

INDECENTE, es que un ciudadano tenga que cotizar 35 años para percibir una jubilación y a los diputados les baste sólo con siete, y que los miembros del gobierno, para cobrar la pensión máxima, sólo necesiten jurar el cargo.

INDECENTE, es que los diputados sean los únicos trabajadores (¿?) de este país que están exentos de tributar un tercio de su sueldo del IRPF.

INDECENTE, es colocar en la administración a miles de asesores = (léase amigotes con sueldos que ya desearían los técnicos más cualificados).

INDECENTE, es el ingente dinero destinado a sostener a los partidos, aprobados por los mismos políticos que viven de ellos.

INDECENTE, es que a un político no se le exija superar una mínima prueba de capacidad para ejercer su cargo. (ni cultural ni intelectual.)

INDECENTE, es el coste que representa para los ciudadanos sus comidas, coches oficiales, chóferes, viajes (siempre en gran clase) y tarjetas de crédito por doquier.

INDECENTE No es que no se congelen el sueldo sus señorias, sino que no se lo bajen.

INDECENTE, es que sus señorías tengan seis meses de vacaciones al año.

INDECENTE, es que ministros, secretarios de estado y altos cargos de la política, cuando cesan, son los únicos ciudadanos de este país que pueden legalmente percibir dos salarios del ERARIO PÚBLICO.

10 comentaris:

òscar ha dit...

I també indecent que alguns polítics, vice-presidentes incloses, no coneguin les virtuts del silenci.

Striper ha dit...

Indecent es que aquests politics menjin de restaiirant guai a costa nostra i a sobre no hagafin mal de panxa, quant es veu gent busca menja a la basura.

George Guinness ha dit...

"INDECENTE, es que a un político no se le exija superar una mínima prueba de capacidad para ejercer su cargo. (ni cultural ni intelectual.)"

Em pregunto si la brillant ministra passaria una prova d'aquestes.

GURMET ha dit...

Solo indecencia ? es molt mes es pura corrupció politica.

Albert B. i R. ha dit...

També m'ha arribat aquest mail! Més clar, no es pot dir!

Ferran ha dit...

D'alguna manera s'hauran de canviar coses; de moment sembla que anem empassant, però no sé si allò que se'n diu "el poble" aguantarà gaire temps més.

Sufur ha dit...

¡Me hierve la sangre!

Júlia Zabala ha dit...

doncs sí, no és pot dir més clar!
:(

Pakiba ha dit...
L'autor ha eliminat aquest comentari.
Pakiba ha dit...

La palabra INDECENTE es poco para nombrar a todos estos políticos que nos estan hundiendo,empezando por el alcalde Hereu que tiene la verguenza de hacer un referendún para que le demos nuestro aprobado para reformar la Diagonal,cuando el OTRO anuncia la bajada de sueldos y pensiones.
¿Donde llegaremos? ¿buscando comida en los contenedores? si es que hay. Eso si hoy dice que se ha equivocado.que no es el momento, ¿y estos dias atrás no estábamos igual?